Educación y tecnología para el futuro

Tigo Panamá | 25 de enero, 2022

Educación y tecnología para el futuro

Comparte

Con mucha frecuencia se menciona que las profesiones del futuro serán tecnológicas. De ser un enunciado cierto, habría que revisar más a fondo la relación entre educación y tecnología para el futuro. ¿Es realmente importante? ¿Cómo afecta la productividad de un país? ¿Qué educación tecnológica recibe el estudiante promedio?

Ahora bien, el futuro es tan cercano que en ocasiones la tecnología va por delante. ¿Cómo es posible? Un ejemplo claro es el uso de la red para clases no presenciales. Lo cierto es que su gran despliegue llegó como respuesta a un evento de salud mundial inesperado, pero allí, estaban las plataformas virtuales listas para apoyar en tiempos de crisis.

Otro ejemplo, y es de los más sensibles, es el acceso a Internet. A pesar de todo, continua la brecha de acceso. Según UIT (Unión Internacional de Telecomunicaciones) son las personas más pobres las que no tienen la oportunidad de acceder a la red.

Veamos algunas cifras que confirman la desigualdad existente, sobre todo, en capacidad de conexión a la red. Actualmente, se estima que, de los 2.900 millones de personas sin de conexión, el 96% vive en países en desarrollo. Y a pesar de que los conectados en el mundo aumentaron a 4,900 millones, cientos de millones de estas personas lo hacen usando dispositivos compartidos, baja velocidad y con muy poca frecuencia.

«Aunque casi dos tercios de la población mundial gozan ya de conexión, aún queda mucho por hacer para que todos puedan conectarse a Internet». La UIT trabajará con los interesados a fin de establecer las bases necesarias para conectar a los 2.900 millones de personas restantes. Estamos decididos a garantizar que nadie se quede atrás»

Houlin Zhao-Secretario General UIT

Educación y tecnología para el futuro

Sin lugar a dudas, el tema educación y tecnología para el futuro abarca más de lo que se cree. No solo son los equipos que facilitan la educación. También, están los conocimientos que se difunden y dan como resultado nuevas maneras de afrontar los retos.

Para muchas personas la tecnología es un medio para lograr algo. En otras palabras, permite que pasen cosas, siempre que los usuarios puedan darle el uso adecuado. Por ello, a pesar del gran despliegue de tecnologías de uso masivo, aún no se obtienen los beneficios esperados. Muy pocos usan bien los dispositivos tecnológicos.

En el caso muy particular de los docentes se encuentran tres conductas que afectan el avance. Entre ellas, la resistencia al cambio, la poca interacción con dispositivos tecnológicos en las aulas y el temor a perder autoridad propia del rol. Por ello, es fundamental, formar, primero, a los educadores para, luego, implementar soluciones completas que logren su objetivo.

Por su lado, los estudiantes, con más relación natural con dispositivos y aplicaciones tecnológicas tienen altas expectativas de la educación. Para ellos, la tecnología y la educación van juntas, no hay una separación. ¿y qué decir de los creadores y proveedores de tecnología? Al igual que los otros dos grupos tienen intereses y tratan de lograr sus objetivos comerciales y de aporte a la sociedad.

Es así que, hasta cuando todas las partes logren un consenso será posible hablar con propiedad de educación y tecnología para el futuro. Porque, lo cierto es que, el futuro se crea desde el presente. Y ahora, es necesario definir el camino.

Si bien se sabe, que el acceso a la información es necesario para la economía mundial también, es necesario formar a los usuarios para que puedan usarla.

Educación y tecnología para el futuro
Imagen: Pixabay

¿Qué traerá el futuro de la educación?

En principio, la aplicación de tecnología a los sistemas educativos, tanto desde el punto de vista pedagógico como desde las políticas públicas. Tal vez, lo que se requiere es un cambio en la metodología y no tratar de ajustar la metodología a tecnologías innovadoras. Quizás, la enseñanza y preparación para el futuro tecnológico debe iniciar ya. Al parecer estamos tarde, los formadores de los profesionales del futuro, tienen que asumir su rol y liderar el cambio.

«Tenemos que preparar a los estudiantes para su futuro, no para nuestro pasado»

-Ian Jukes

¿Hacia a dónde debe ir la tecnología para apoyar a la educación? o ¿Cuál es el sendero de la educación con tecnología? Concluimos este artículo con la frase de Peter Drucker: «Dado que vivimos en una época de innovación, una educación práctica debe preparar al hombre para trabajos que todavía no existen y no pueden ser claramente definidos.»

¿Qué piensa usted? ¿Cómo puede apoyar a los profesionales del futuro?

Comparte

Comentarios